.

.

10 dic. 2017

Hasselblad 503CW - 1996

Introducida en 1996, la  Hasselblad 503CW fue el modelo final de la serie V que se inició en 1957 con la Hasselblad 500C.
Esta cámara  SLR 6×6, es una cámara completamente mecánica y  compatible con lentes C, CF, CB, CFI, CFE. El sistema  obturador se ubica en la lente. Los obturadores del objetivo cuando se montan en esta cámara son capaces de velocidades con un rango de 1 segundo a 1/500 y B. Utiliza un avance manual tradicional, pero el avance automático de la película es posible con el Winder CW.

El último modelo de la Serie V
"El sistema V ofrece la gama más completa de objetivos de alta calidad de cualquier formato profesional, con especificaciones ópticas sin rival en el mercado. Todos los objetivos incorporan un obturador central de alto rendimiento que los hace estables, silenciosos y particularmente útiles para trabajar con flash a velocidades de obturación rápidas y obtener exposiciones correctas a velocidades de sincronización del flash de hasta 1/500 s.

Las cámaras 503 son totalmente mecánicas y tienen un robusto cuerpo de aleación de aluminio de una sola pieza que las hace ideales para las exigentes condiciones de uso diarias del profesional. Disponen de medición de flash TTL, potentes opciones de Winder y control remoto IR, y son compatibles con los accesorios anteriores y actuales. Cuando se utilizan con los prestigiosos objetivos de obturador central de Hasselblad, estas cámaras garantizan un funcionamiento casi sin vibraciones, exposiciones silenciosas y sincronización del flash a todas las velocidades de obturación hasta 1/500.

El innovador sistema de deslizamiento de espejo (GMS) proporciona imágenes en el visor luminosas y completas prácticamente con todos los objetivos Hasselblad, y el control remoto permite accionar la cámara desde cualquier lugar del estudio.
Las cámaras 503CW son compatibles con toda la gama de objetivos de obturador central de Hasselblad, con distancias focales comprendidas entre 30 y 500 mm. Todos los objetivos llevan el revestimiento antirreflectante T* y tratamientos de reducción de la luz difusa interna, que garantizan un  contraste y una saturación del color  inigualables.
El Hasselblad CFV es un respaldo digital diseñado expresamente para la cámara 503CW, pero que puede transformar todas las cámaras existentes del sis-tema V de Hasselblad, incluidas la 905SWC y las cámaras gran angular, en verdaderos motores digitales. Diseñado para que se adapte al aspec-to y la funcionalidad de las cámaras Hasselblad del sistema V, lleva un sensor de formato cuadrado de 16 megapíxeles que es un 50% más grande que el de las DSLR de 35mm. Por si eso fuera poco, el sensor tiene más píxeles, lo cual aumenta la resolución, y reduce el ruido en la imagen, refuerza el margen dinámico y mejora los detalles, sobre todo en las zonas más claras y oscuras." Fuente: www.hasselblad.com

La 500CW dejó de producirse en el año 2013. El presidente y director general de Hasselblad, Dr. Larry Hansen, comentó al respecto:
«Todo tiene su momento. La veterana 503CW, combinada con una amplia gama de objetivos intercambiables y accesorios para la Serie V, fue durante diecisiete años la cámara preferida de profesionales exigentes y aficionados a la fotografía con grandes ambiciones. Pero hemos constatado una reducción masiva en la demanda de esta cámara a lo largo de los últimos cinco años, más o menos, y ahora, a nuestro pesar, ha llegado la hora de hacer pasar la Serie V a la historia. Aprovechando la ocasión nos gustaría dar las gracias a todos los aficionados y clientes por su lealtad y su entusiasmo por la Serie V de Hasselblad».


Cámara: HASSELBLAD 503CW
Lente:  80mm f/2.8 Planar Carl Zeiss
Film: KODAK TRI-X 400  Película vencida.
Los negativos se escanearon con un Epson Perfection 4490 Photo, a baja resolución. 









HASSELBLAD 503CW


    Hasselblad 503CW







Libro del mes: "EN BUSCA DEL HÉROE PERDIDO" de JORGE DEUSTUA.
Los textos iniciales del libro a cargo de Augusto del Valle C.:


"No quiero cambiarme al digital. No va conmigo ni con mi trabajo. Siempre recomiendo a mis alumnos que no vendan sus cámaras analógicas. 

¡Cuando ya no las fabrique nadie valdrán una fortuna!."

-Mary Ellen Mark